Home Locales Arresto de hermano de exjugador de los Patriots por planear tiroteos en...

Arresto de hermano de exjugador de los Patriots por planear tiroteos en universidades.

818
0
Dennis “DJ” Hernández | Foto cortesía del Departamento de Policía de Bristol

Dennis “DJ” Hernández enfrenta graves acusaciones después de publicar amenazas en redes sociales y confrontar a la policía. Las autoridades investigan los presuntos planes de ataque en dos universidades.

BRISTOL, CT — Dennis “DJ” Hernández, hermano mayor del fallecido jugador de los New England Patriots, Aaron Hernandez, fue arrestado bajo acusaciones de planear tiroteos en las universidades de Connecticut y Brown.

De acuerdo con la orden de arresto emitida por la policía de Bristol, Hernández, de 37 años, mostraba signos de estar “gravemente discapacitado y representar un peligro para la sociedad”.

Además, documentos oficiales indican que Hernández habría publicado un inquietante mensaje en sus redes sociales el 19 de julio, en el que se leía: “Mataré absolutamente. He advertido a mis enemigos, así que paguen por adelantado”.

Las autoridades llegaron a una residencia donde se creía que Hernández se encontraba ese día y trataron de sacarlo de la casa. Según la orden de arresto, Hernández les advirtió a los oficiales que estaba “en pie, armado, y que si se acercaban, mataría a todos [refiriéndose a la policía]”.

Finalmente, Hernández salió de la casa y “avanzó hacia ellos con las manos extendidas a los costados”, según el relato de la policía.

“Empezó a gritar dispárenme e hizo caso omiso de los numerosos comandos policiales”, escribió un oficial en la orden de arresto.

Luego, un oficial usó una pistola Taser en Hernández, lo que provocó que cayera al suelo. La policía detuvo a Hernández en el lugar y luego lo llevaron al hospital.

En el hospital, la policía dijo que Hernández continuó haciendo amenazas, incluso que “mataría a cualquiera que se beneficiara de su hermano Aaron”. 

Hernández fue dado de alta del hospital y llevado al Departamento de Policía de Bristol, donde fue acusado de amenazas y alteración del orden público. Está detenido con una fianza de $ 250,000 y debe comparecer ante el tribunal el 1 de agosto.

DJ Hernandez fue arrestado en marzo después de que supuestamente fue a ESPN en Bristol en un automóvil, posiblemente un Uber, y arrojó una bolsa que contenía un ladrillo y una nota.

UConn emitió la siguiente declaración sobre las supuestas amenazas de Hernández contra el campus de Storrs.

“El Departamento de Policía de UConn estaba al tanto de la información inicial relacionada con el posterior arresto de Dennis Hernández por parte del Departamento de Policía de Bristol. Los departamentos de policía evalúan la credibilidad y la inminencia de las amenazas y se despliegan los recursos necesarios para abordar la amenaza. En ese momento, no se conocía una amenaza inminente para UConn. El Departamento de Policía de Bristol localizó a Hernández y lo detuvo poco tiempo después. El Departamento de Policía de UConn trata cualquier amenaza potencial a las comunidades de nuestro campus con la mayor seriedad. Si alguien tiene información sobre amenazas o inquietudes relacionadas con nuestros campus, se les insta a comunicarse con el Departamento de Policía de UConn con esta información lo antes posible”.

La Universidad de Brown también emitió un comunicado tras el arresto de Hernández.

“DJ Hernández se desempeñó como entrenador de mariscales de campo del equipo de fútbol de Brown durante una temporada hace más de una década, en el año académico 2011-12. El 18 de julio de 2023, oficiales del Departamento de Policía de Bristol en Connecticut alertaron al Departamento de Seguridad Pública de Brown sobre presuntas amenazas de Hernández que hacían referencia a varias escuelas. La policía de Brown implementó medidas de protección de inmediato y se mantuvo en contacto con la policía de Connecticut, que arrestó al sospechoso poco después. A pesar de los informes de una supuesta visita a Providence, nuestra investigación hasta la fecha indica que Hernández no ha estado en el campus de Brown en las últimas semanas. Dada la naturaleza de las supuestas amenazas, nos mantenemos en contacto con los socios encargados de hacer cumplir la ley en Connecticut que toman la iniciativa en la investigación”.

El caso está en curso y las autoridades continúan investigando los hechos para determinar la veracidad de las afirmaciones y las posibles motivaciones detrás de los presuntos planes de tiroteo.